Fichajes que tienen título, pero no aseguran copas |Por: Toño Sánchez (@tonysanchezcam)

Dan las 12 am en punto del martes 4 de septiembre, las puertas se azotan, las luces se apagan, la chapa queda sellada a doble vuelta, después de una jornada brutalmente extenuante y exorbitante, el mercado de piernas más selecto del mundo, cierra sus operaciones al menos de aquí al invierno, vuelve a ser un éxito, las compras de pánico, el último día para adquirir a ese futbolista que añoraste todo el verano, no queda nada, la clientela sale satisfecha o inconforme, pero no con las manos vacías, como debe de ser, según el capitalismo salvaje de hoy.

El dejar todo para el último momento parece que no sólo le pasa a los mexicanos en vísperas de la navidad, los directivos de la realeza y uno que otro plebeyo de las huestes europeas, hacen verdaderos negocios comprando bueno y muy barato, otros venden al más puro estilo de venta de garaje, lo que ayer valía 100 en 10 y otros, se echan la soga al cuello comprando extremadamente caro sin la posibilidad de exigir una garantía que los ampare ante posibles desperfectos o “detallitos” que pudieran surgir.

Nombres fueron y vinieron, rumores crecieron y se cayeron, Radamel Falcao al Monaco, Neymar Jr al Barcelona, Gareth Bale al Real Madrid, Roberto Soldado al Tottenham, Álvaro Negredo y Jesús Navas al Manchester City, Mesut Ozil al Arsenal, ¿Ochoa al Milan? Mucho humo, ¿Casillas al Barça? ¡chaqueta mental!

Fichajes que parecían más novela chafa del canal 2 que asuntos netamente deportivos, unos hasta con título:

“Bale” la pena esperar: meses de especulaciones, su precio seguía creciendo, “lo presentan mañana”, su precio seguía creciendo, no hizo pretemporada, su precio seguía creciendo, 3 de septiembre, su precio seguía creciendo, Gareth Bale llega a la “Casa Blanca” por 101 millones de euros, más caro que Cristiano Ronaldo, pero con más presión que Zidane, Ronaldo  y Figo juntos, el galés no ha ganado nada hasta ahora, su precio lo condena a llevar al Madrid a ganar la décima “Orejona” la onceava y hasta la doceava, el éxito comercial está asegurado, Florentino lo sabe, ¿el éxito deportivo? El tiempo lo dirá, cuando tajantemente contesten a la pregunta: ¿habrá “Balido” la pena esperar?

Neymar y no hay más: Barcelona saliéndose un poco de su estilo, decidió comprar al astro brasileño, 57 millones de euros, ¿dupla mortal con Messi? Veremos, su rol de inicio no es protagónico, mañas de Confederaciones para afuera, individualismo no cabe en el Camp Nou, ¿y el defensa central? No llega, Neymar y no hay más.

OJO con el Arsenal: equipo acostumbrado a vender a sus figuras, Henry, Fábregas, Alex Song, Robin Van Persie, Patrick Vieira pero que siempre se mete a Champions y acaba entre los 4 primeros de la Premier League, hoy se sale del libreto y compra en 47 millones de euros al increíblemente desechado Mesut Ozil del Real Madrid, el fichaje del verano en Inglaterra, si se entiende el “Ojon” con: Wilshere, Cazorla y Ramsey, los “Gunners” después de 8 años sin levantar la copa son serios candidatos a pelear la liga y pasar más allá de los octavos de final en su travesía europea.

Fichajes que espantan por las cantidades que se pagan, fichajes que emocionan por la calidad de los futbolistas, fichajes que tienen título, pero que no aseguran a pesar de los billetes, copas o trofeos al final de la temporada.

Anuncios